top of page
  • Writer's pictureClínica dental González Franco

Alimentos que dañan los dientes y cómo prevenirlo

La alimentación juega un papel crucial en nuestra salud bucodental y así como existen alimentos beneficiosos para esta, también existen alimentos que dañan los dientes.


Algunos de los principales problemas que pueden provocar el consumo de estos alimentos pueden ser las caries, sensibilidad dental o erosión dental.


A continuación, te contamos cuáles son los principales alimentos que dañan los dientes y cómo evitar ese daño:


Alimentos azucarados


Los alimentos con alto contenido en azúcares son los principales culpables de la caries dental.


El azúcar alimenta a las bacterias de la placa dental, lo que produce ácidos que desmineralizan el esmalte dental y pueden provocar caries.


Los alimentos azucarados incluyen dulces, caramelos, galletas, pasteles, refrescos y jugos procesados.


Para evitarlos, puedes optar por alimentos frescos y naturales como frutas, verduras y frutos secos.


Bebidas azucaradas


Las bebidas azucaradas son especialmente dañinas para los dientes, ya que el azúcar se encuentra en forma líquida y puede entrar en contacto con los dientes durante más tiempo.


Las bebidas azucaradas incluyen refrescos, jugos procesados, bebidas energéticas y deportivas, y bebidas alcohólicas.


Para mantener tus dientes saludables, es mejor optar por agua, té sin azúcar o leche.

beber-refresco
Beber refrescos

Alimentos ácidos


Los alimentos ácidos pueden dañar el esmalte dental y provocar erosión dental.


Los alimentos ácidos incluyen cítricos, vinagre, tomates, salsa de tomate, bebidas gaseosas y algunos tipos de frutas como los arándanos.


Para evitar la erosión dental, es importante limitar el consumo de alimentos ácidos y enjuagar la boca con agua después de comerlos.


Alimentos pegajosos


Los alimentos pegajosos como los caramelos blandos, los chicles y algunos frutos secos como los dátiles o las pasas, pueden quedarse atrapados entre los dientes y favorecer la formación de placa bacteriana.


Para evitar esto, es importante cepillar los dientes después de comer alimentos pegajosos o elegir opciones más saludables como frutas frescas o frutos secos crujientes.


Alimentos duros


Los alimentos duros como los cubitos de hielo, los frutos secos duros y las galletas duras pueden dañar los dientes si se comen con demasiada fuerza.


Morder alimentos duros puede provocar fracturas en los dientes, astillamiento o incluso la rotura de los empastes.


Para evitar dañar los dientes, es importante masticar los alimentos lentamente y evitar comer alimentos muy duros.


Alimentos y bebidas pigmentados


Los alimentos y bebidas pigmentados como el café, el té, el vino tinto y las salsas oscuras pueden manchar los dientes y hacer que se vean amarillos o grises.


Para evitar las manchas en los dientes, es importante limitar el consumo de alimentos y bebidas pigmentados y beber agua después de su consumo.

beber-cafe
Café

Alimentos procesados


Los alimentos procesados como las patatas fritas, las hamburguesas y los alimentos precocinados suelen tener un alto contenido en azúcares y grasas, lo que favorece la formación de placa bacteriana y puede provocar caries y otros problemas dentales.


Además, en ocasiones la textura de estos alimentos facilita que se queden atrapados entre los dientes y favorece la formación de placa bacteriana.


Para evitar los problemas dentales asociados con los alimentos procesados, es importante limitar su consumo y optar por opciones más saludables y frescas.


Cómo prevenir el daño dental por los alimentos


Además de evitar los alimentos que dañan los dientes, existen algunos hábitos que pueden ayudar a prevenir el daño dental:


  1. Cepillarse los dientes después de cada comida: Es importante cepillarse los dientes después de cada comida para eliminar los restos de alimentos y la placa bacteriana de la superficie dental.

  2. Usar hilo dental diariamente: El hilo dental ayuda a eliminar los restos de alimentos que quedan entre los dientes y en las encías, lo que previene la formación de placa bacteriana y la caries dental.

  3. Visitar al dentista regularmente: El dentista puede detectar los problemas dentales en una etapa temprana y prevenir su progresión. Además, el dentista puede hacer una limpieza dental profesional para eliminar la placa bacteriana acumulada.

  4. Consumir alimentos frescos y naturales: Los alimentos frescos y naturales como frutas, verduras y frutos secos son ricos en nutrientes y tienen un bajo contenido en azúcares y grasas, lo que previene la formación de placa bacteriana y la caries dental.


En resumen, la alimentación juega un papel importante en la salud bucodental.


Evitar los alimentos que dañan los dientes y adoptar hábitos saludables puede prevenir los problemas dentales y mantener una sonrisa sana y bonita.


Recuerda que la prevención es la mejor forma de cuidar tus dientes y mantener una buena salud bucodental.


¿Tienes más dudas? Puedes preguntarnos, desde tu clínica dental en León te ayudaremos.

14 views0 comments

Comments


bottom of page